Resultados y Clasificaciones
 
 
Javi Merás fichaje estrella del CB Vélez para la temporada 2014 - 2015        #Spain2014: Sigue el rodillo español ante Egipto (91-54)        Arranca la pretemporada del Bball Córdoba        SPAIN 2014: España cumple e ilusiona en el debut ante Irán (90-60)        SPAIN 2014: España cumple e ilusiona en el debut ante Irán (90-60)        Llega el debut en Granada ante Irán (22.00h - Cuatro)        Celebrada la firma de la Concesión Demanial del futuro inmueble de la Delegación de la FAB en Málaga         Renovaciones en bloque en el CB Almería para su primera aventura en Liga Femenina 2        José Antonio Jiménez -Porri- regresa al CB Morón        El Colomer Dental Algeciras, se pone en marcha        
Patrocinadores

Adecuación de la preparación física en el entrenamiento tecnico-táctico del baloncesto

Comparte esta noticia en

Por Alberto Lorenzo Calvo(Profesor del INEF de Madrid)

Esta semana hemos extraido un artículo de la web www.efdeportes.com realizado por el profesor del INEF de Madrid, Alberto Lorenzo, sobre la adecuación de la preparación física al entrenamiento de la tecnica-táctica del baloncesto.

 
Imagen baloncesto
Imagen baloncesto

El objetivo del presente artículo no es otro que tratar de adaptar e introducir todos los conceptos relacionados con la preparación física en el proceso general del entrenamiento de un equipo de baloncesto. Las propias características del juego, su complejidad en cuanto a las variables que influyen en el resultado, nos hacen necesario un planteamiento integrado del entrenamiento donde los ejercicios utilizados tengan un carácter complejo y afecten a todos los sistemas implicados en el entrenamiento (físico, técnico, táctico,…)

Es decir, exponemos como utilizar todos los conceptos relacionados con la preparación física en el entrenamiento del día a día, y cómo ir introduciendo los diferentes sistemas de entrenamiento, medios, métodos y las diferentes cualidades físicas necesarias en nuestras sesiones diarias de entrenamiento y en las diferentes fases de competición. Quizá sea algo difícil tratar de generalizar sobre algo que depende de tantos factores, pero aún siendo conscientes de ello, simplemente pretendemos hacer una aproximación lógica al tema.

1. INTRODUCCION

El objetivo de este artículo no es otro que tratar de incluir la preparación física en el proceso general del entrenamiento. Es decir como ir introduciendo los diferentes sistemas de entrenamiento, medios, métodos y las diferentes cualidades físicas necesarias en nuestras sesiones diarias de entrenamiento y en las diferentes fases de competición. Quizá sea algo pretencioso tratar de generalizar sobre algo que depende de tantos factores, pero no por ello debemos dejar de intentarlo.

Antes de empezar, si considero necesario tener en cuenta algunas cuestiones o conceptos que van a determinar claramente el desarrollo del artículo:

-La planificación general en el baloncesto está basada principalmente en el aprendizaje y entrenamiento de la técnica, táctica, estrategia motriz y general.

-Cada equipo es diferente (está formado por personas diferentes, competiciones diferentes...), lo cual hace muy difícil generalizar

-Planificar, por tanto, es de una gran complejidad por la dificultad en el establecimiento de los objetivos de rendimiento, por el número y características de los jugadores, de los técnicos relacionados con la competición, y de la variedad de factores implicados. Por todo ello, la planificación tiene que ser FLEXIBLE para poder adaptarnos a las diferentes situaciones y reorientar el programa. Al mismo tiempo debe ser UNICA, es decir, debe contemplar de forma homogénea e integral todo el conjunto de factores de rendimiento que influyen; y, además, ajustándose de una manera PERSONALIZADA a las características adaptativas de cada jugador, acordes con sus funciones en el juego y su estado de desarrollo.

Cómo podéis haber intuido ya no sólo es posible, sino también necesario, hacer al mismo tiempo la preparación física, técnica y táctica. Lógicamente, para poder realizarlo es necesario tener un conocimiento exhaustivo de las características de nuestro deporte, desde cualquier perspectiva. Ya que estamos centrándonos más en el aspecto físico, simplemente quiero recordar cómo es este deporte.
Un aspecto determinante, a la vista de los datos relativos a tiempos de pausa y participación…, es la importancia para el jugador de baloncesto, de su potencia anaeróbica aláctica, y en menor medida de su capacidad anaeróbica aláctica.

Este tipo de acciones encuadradas dentro del anaerobismo aláctico, difícilmente llevan al agotamiento (se necesitan 20 segundos para recuperar el 50% de esta fuente energética), por lo que parece evidente que el jugador utilice preferentemente esta fuente energética, ya que después de los 7-8 segundos de práctica vendrá un tiempo de pausa que favorecerá la vuelta a un ritmo aeróbico, permitiendo recuperar el sistema anaeróbico aláctico. De aquí, que la potencia aeróbica sea necesario desarrollarla con dos objetivo: uno, para poder soportar los 40 minutos de partido y retrasar la aparición de la fatiga; dos, para favorecer la recuperación.

De esto, podemos definir al baloncesto como un deporte fundamentalmente de fuerza y velocidad.

Como consecuencia de todo lo anterior es necesario recurrir a un modelo integral de la planificación. La capacidad deportiva para obtener el rendimiento óptimo no sólo depende del nivel de desarrollo de factores como la condición física, sino que se amplía con otros ámbitos como las capacidades tácticas, técnicas, psicológicas y sociales. Según Antón (1994) se define entrenamiento integrado como la preparación integral física-técnica-táctica consistente en favorecer el desarrollo de las cualidades en el contexto en que intervienen en competición. Este tipo de entrenamiento supone integrar en la misma sesión el factor físico, en sus parámetros de volumen e intensidad: el factor psicológico, el factor técnico y el factor táctico, con sus ajustes espacio-temporales a compañeros y adversarios.

Por último, es necesario señalar los dos sistemas de referencias que muestran la planificación en el baloncesto. Por un lado, la planificación general del equipo, cuyo referente es el rendimiento en competición, y por el otro lado, la planificación individual de los jugadores, cuyos referentes básicos son el nivel de desarrollo y el estado de forma de cada jugador. Lógicamente esta última va a venir determinada fundamentalmente por la edad biológica del jugador (no será lo mismo planificar para jugadores infantiles que para jugadoras cadetes…)

¿Qué variables debemos tener en cuenta en la planificación?


-Las características específicas del baloncesto
-Sistema y calendario de competiciones (cantidad de competiciones, el sistema de competiciones...). El problema fundamental que se plantea en estos largos períodos competitivos es el logro sostenido de altos niveles de rendimiento del equipo y el mantenimiento del estado de forma de los jugadores
-Composición de la plantilla de jugadores (número total de jugadores y años de permanencia en el equipo, calidad y experiencia competitiva de los jugadores, características dominantes de los jugadores, plantillas cortas o largas, equipos consolidados y con experiencia o equipos nuevos recién ascendidos)
-Concepción general del juego, sistemas y funciones a desarrollar. El tipo de juego que se desea desarrollar prioriza la dominancia de algún factor de rendimiento (defensa presionante, contraataque...)
-Características individuales de los jugadores (jugadores de desarrollo acelerado y rendimiento precoz…)
-Características del club y de los entrenamientos (número total de horas a entrenar, nº de sesiones por semana, horario de entrenamiento, material…)

¿ Qué medios tenemos para entrenar?
Los medios de entrenamiento son el conjunto de actividades que realizan los jugadores para alcanzar los objetivos previstos en la planificación. Los medios están formados, fundamentalmente, por los ejercicios físicos que se realizan en los entrenamientos y la competición. Podemos distinguir dos clases diferentes de medios de entrenamiento: MEDIOS ESPECIFICOS Y MEDIOS BASICOS.

--MEDIOS ESPECIFICOS
Son aquellos que se desarrollan en un contexto semejante al de la competición. Este tipo de cargas tienen una incidencia compleja en todos los factores de rendimiento. Constituyen el mejor medio para incrementar el rendimiento de jugadores y equipos al estimular el sistema, en las mismas condiciones en que será requerido en la competición. Centrándonos en los factores físicos, el entrenamiento específico es, por sí mismo, el mejor estímulo para la mejora de las cualidades físicas específicas.

--MEDIOS BASICOS
Son todos aquellos que se desarrollan en condiciones ajenas a las propias de la competición. Tienen una orientación más definida que los medios específicos, puesto que inciden prioritariamente sobre algún factor concreto de rendimiento.

Si hacemos referencia a las cualidades físicas relacionadas con el baloncesto, que fundamentalmente son:

-Velocidad de reacción (discriminativa o electiva/global o segmentaria)
-Capacidad de aceleración y velocidad gestual (cambios de ritmo, dirección…)
-Fuerza explosiva, elástica explosiva y reflejo-elástico-explosiva
-Resistencia a la velocidad, a la fuerza explosiva y resistencia de media y larga duración ante esfuerzos intermitentes,

parece que los estímulos específicos son insuficientes para garantizar las necesidades propias de una temporada o de la vida deportiva de los jugadores. Es necesario someter a los jugadores a cargas básicas condicionales teniendo en cuenta lo siguiente:

-La resistencia aeróbica de baja intensidad sólo puede ser tratada con el objetivo de recuperación o tras períodos de larga convalecencia. Aunque también debe ser considerada muy importante en el trabajo con jugadores de categorías inferiores como minibasket e infantil
-La resistencia mixta por medio de esfuerzos intermitentes medios-cortos, y con cambios de ritmo, es una carga básica eficaz, fundamentalmente a partir de la categoría de cadete
-Estímulos de fuerza con cargas elevadas y máximas son necesarios para aumentar las capacidades de energía rápida y para evitar lesiones articulares, aunque las cargas elevadas no deben ser utilizadas hasta la categoría de Junior. Previamente el trabajo deberá haber sido fundamentalmente dirigido hacia la fuerza velocidad y fuerza resistencia, a través de ejercicios por parejas, etc.
-La flexibilidad específica es tanto una cualidad de rendimiento, como de recuperación y profilaxis.
-Las cargas básicas para facilitar la recuperación son muy necesarias. Utilizaremos medidas ergogénicas, ejercicios de baja intensidad y de flexibilidad, juegos y actividades lúdicas…

Respecto a la fuerza, parece que ocupa en este apartado un capítulo central, ya que la mayor parte de las acciones relevantes para el resultado son de alta y muy alta intensidad (desplazamientos, lanzamientos, saltos y paradas, arrancadas, situaciones de oposición y contacto). En cuanto a la resistencia, el trabajo específico, siempre que se garantice los niveles de intensidad propios de la competición, y se prolongue adecuadamente es un estímulo muy adecuado para la resistencia específica. La necesidad de establecer cargas básicas no está tan claro.

Respecto a la velocidad, la eficacia no depende de la capacidad para desplazarse lo más rápidamente posible, sino de la capacidad para ajustar la velocidad/el ritmo de las conductas a la situación de juego. En otras palabras, la velocidad depende, siempre que estén garantizados los mecanismos de aporte rápido de energía -fuerza-, de los factores informacionales -tomas de decisión- y de la calidad de los ajustes motores. Por consiguiente, la velocidad en el baloncesto se desarrolla mediante el entrenamiento específico. El entrenamiento básico de esta cualidad solo se orienta hacia la adquisición de fuerza y la mejora de la calidad de los factores motores

En general, podemos decir que a medida que avanza la temporada aumentan los medios específicos a utilizar y disminuyen los medios básicos, de la misma forma que a medida que tenemos jugadores más formados será necesario utilizar medios más específicos.


2. PROGRAMACION POR PERIODOS
Principios generales a aplicar en la programación:


-Las cargas generales no suponen un estímulo significativo en la adaptación de los deportistas de élite, y sí en los jugadores en formación. El corto período preparatorio imposibilita las propuestas de largas ondas adaptativas de este tipo de cargas

-La acumulación de cargas físicas de orientación específica, en cortos períodos de tiempo, provocan efectos adaptativos rápidos, ya que producen efectos complejos sobre todos los factores de rendimiento

-Durante los largos períodos de competición, las programaciones se diseñan en microestructuras, coincidentes con las semanas de entrenamiento en su mayoría, que agrupan las fases de carga, competición y recuperación de forma cíclica y repetitiva, con pocas modificaciones, a lo largo de todo el período. Gracias a esta microestructuración de las cargas, conseguimos el mantenimiento del estado de forma a lo largo de toda la temporada

En el baloncesto, la periodización de la temporada se suele dar en las siguientes fases:

--PRETEMPORADA
Anterior al inicio de la competición, de duración relativamente corta, cuyo objetivo fundamental es la adquisición del nivel de adaptación individual y colectivo que permita iniciar la competición con el rendimiento esperado.

--TEMPORADA
Período muy largo cuyos objetivos se concretan en el mantenimiento y en la optimización del estado de forma para el logro de los rendimientos previstos.

--TRANSICION O DESCANSO ACTIVO
Orientado hacia la recuperación de los efectos de la competición

3. PRETEMPORADA
La pretemporada es el período previo al inicio de la competición, con una duración entre 6 y 9 semanas, cuyos objetivos fundamentales son:


-Conseguir un alto nivel de rendimiento del equipo al inicio de la temporada
-Adquirir un estado de forma individual que permita satisfacer las necesidades de juego del equipo
-Continuar el proceso de desarrollo individual de los jugadores

¿Qué consideraciones debemos tener en la pretemporada?

Los jugadores más experimentados, gracias a los procesos de adaptación a largo plazo, no necesitan ni cargas generales ni largos períodos de adaptación. Los jugadores jóvenes, tienen una mayor disponibilidad a someterse a cargas más generales, coherentes con sus necesidades de desarrollo.

No hay uniformidad en la condición física del grupo, luego será necesario hacer una preparación individualizada. Una dificultad de esto es que no se conoce con exactitud el nivel de entrenamiento de cada jugador.

Las cualidades físicas a trabajar durante la pretemporada serán fundamentalmente la resistencia orgánica, la flexibilidad, la fuerza-resistencia, la fuerza máxima, factores de velocidad, coordinación, equilibrio y agilidad. A medida que progresamos en la pretemporada deberemos centrarnos exclusivamente en la resistencia específica, fuerza rápida y explosiva y velocidad.

La pretemporada, se puede dividir en los siguientes períodos:


--PRIMER PERIODO

De 3 o 4 días de duración, su objetivo básico es iniciar las adaptaciones biológicas a las cargas de entrenamiento. Las cargas son fundamentalmente físicas, y orientadas hacia la resistencia aeróbica, la fuerza resistencia (circuitos, autocargas, ejercicios globales) y la flexibilidad.

--SEGUNDO PERIODO (4-5 Microciclos o semanas de entrenamiento)

Los objetivos de este período se centran en:

-Conocer los objetivos, estrategias y las tácticas básicas del equipo
-Adquirir/recuperar los patrones de la motricidad específica y sus ajustes
-Adquirir el nivel adaptativo físico específico que requiere cada deporte.
-Adquirir la reserva condicional para el período de competiciones

Los medios que se utilizan son básicos y específicos, con una mayor frecuencia de los primeros sobre los segundos. Durante todo este período predomina el volumen sobre la intensidad.

TECNICA: Las cargas motrices básicas son muy frecuentes. Se deben elaborar a partir de la lógica interna del baloncesto. Se utilizan a modo de cargas de contraste y transferencia en relación a las cargas físicas y forma parte de la mayor parte de los calentamientos. Su frecuencia y duración va de más a menos, en sentido inverso a las cargas específicas.

CONDICION FISICA: En el baloncesto, podemos observar una clara tendencia hacia las manifestaciones de la fuerza rápida:


-Las manifestaciones de fuerza ocupan la mayor parte de los entrenamientos de orientación física.
-En el caso de equipos de base, como cadetes, el trabajo de fuerza irá fundamentalmente dirigido hacia un desarrollo de la resistencia muscular, del trabajo de fuerza-resistencia. En el caso de equipos de categorías aún inferiores, este trabajo debe realizarse con mucha precaución y no será prioritario.
-La mayor parte de las cargas se orientan hacia el tren inferior, puesto que suelen soportar la mayor parte de las conductas de competición.
-Las cargas de fuerza evolucionan, dentro de los márgenes propuestos, primero hacia un aumento de la magnitud de la masa a desplazar, intentando mantener unos mínimos de velocidad, para pasar después a disminuir la carga e incrementar la velocidad, aproximándose a la estructura de movimiento de la competición.
-Las cargas básicas de fuerza se complementa con el trabajo de técnica, de forma que vayan adquiriendo los ajustes precisos para los movimientos en competición.

Respecto a las cargas de resistencia su diseño tiene las siguientes características:

-Las cargas no específicas orientadas hacia la mejora de la resistencia son pocas, y los ejercicios deben estar estructurados de forma semejante a la lógica interna del baloncesto. En general, los ejercicios son de intensidad variable (medio-alta y alta), interválicos de corta duración y con pausas cortas
-Los ejercicios para la mejora de la motricidad específica, especialmente los desplazamientos y la combinación con otros elementos, son un excelente estímulo para la resistencia
-Las cargas específicas son, evidentemente, la mejor propuesta para la mejora de la resistencia específica y el retraso en la aparición de la fatiga
-La evolución de las cargas de resistencia se produce automáticamente por el incremento de las cargas específicas en la segunda parte de este período y la desaparición de las cargas básicas.
-En el caso de equipos de base con jugadores en formación, debemos prolongar aún más el desarrollo de la resistencia.

Las cargas específicas son menos frecuentes y de menor duración en las primeras 2-3 semanas, para pasar a una mayor frecuencia y mayor duración en las 2 últimas semanas. En esta segunda fase, las cargas específicas son de mayor volumen que las propias de la competición para estimular los mecanismos que retrasan la aparición de la fatiga específica.

En la última parte de este período, es conveniente la celebración de algún partido de competición, aún en condiciones de fatiga acumulada, contra equipos de nivel inferior que permitan poner en práctica los aprendizajes adquiridos y evaluar el grado de eficacia de los mismos


--TERCER PERIODO

Este periodo, de 2-3 semanas de duración, tiene como objetivos adecuar las adaptaciones individuales adquiridas a las necesidades de la competición, adquirir el nivel de juego del equipo y adquirir las inercias de carga, competición y recuperación propias de período competitivo.

Este conjunto de objetivos se consigue mediante una modificación de las magnitudes de la carga, tales como:

-Disminución del volumen general de trabajo.
-Disminución de las cargas básicas e incremento de las específicas.
-Las cargas básicas se orientan fundamentalmente a la fuerza en las manifestaciones propias de la competición, incidiendo en el componente de la velocidad (la velocidad en la realización de las conductas de competición es una cualidad compleja y resultante de la actuación del resto de factores de rendimiento, por lo que su mejor estímulo se produce en los entrenamientos específicos).
-Se realizan varios partidos de competición para ajustar las relaciones del complejo de factores de rendimiento y su evaluación

 

 

Otras noticias relacionadas:

Campeonato de Andalucía Minibasket Femenino 2014

You need Flash player 8+ and JavaScript enabled to view this video.
Entrega trofeos Campeonato Minibasket Fem.
Buscar


25 aniversario

Clubes


Agenda

<<Septiembre 2014>>
L M X J V S D
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
2930     
15
Fecha actual
15
Fecha con eventos
 

Directo a...

USO DE COOKIES

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies .
[x] CERRAR
© Federación Andaluza de Baloncesto | Avenida de Guerrita nº 31 local 5 (14.005-Córdoba) | 957 45 67 06 |fab@andaluzabaloncesto.org | Avisos legales | Contacta con nosotros | Diseña y desarrolla Xperimenta eConsulting

Federación Andaluza de Baloncesto

Avenida de Guerrita nº 31 local 5 (14.005-Córdoba)
Teléfono: +34 957 45 67 06 / 07 / 02
fab@andaluzabaloncesto.org

Correos Areas FAB:

Dpto. Licencias: fab-licencias@andaluzabaloncesto.org
Dpto. Competiciones: fab-competiciones@andaluzabaloncesto.org
Area Técnica: fab-areatecnica@andaluzabaloncesto.org
Contabilidad: fab-contabilidad@andaluzabaloncesto.org
Comunicaciones: fab-comunicacion@andaluzabaloncesto.org

CERRAR