Publicidad:


España se rearma para ganar a Bélgica (58-46)

España se rearma para ganar a Bélgica (58-46)

España logra vencer a Bélgica tras remontar un inicio en el que las rivales fueron superiores y se mete en la final del Torneo de Valencia que jugará ante Francia (21:00 - Teledeporte). Con bajas importantes, las de Lucas Mondelo dieron un paso adelante para paliar la falta de sus compañeras y subir el nivel de una Selección que enganchó a los aficionados de La Fonteta.


Dijo en la previa Lucas Mondelo que iba a ser un buen torneo para poder ver la evolución de muchas de sus jugadoras que no tendrían tantos minutos normalmente con el equipo al 100% de efectivos y así fue. España venció a Bélgica (58-46) en un buen partido en el que fue de menos a más y hoy se enfrentará en la final del Torneo de Valencia ante Francia (21:00 horas - Teledeporte).
 
Y eso que los primeros minutos competitivos de España les costó entrar. Fue un primer cuarto en el que se vio que Bélgica llevaba una semana más de entrenamientos y un torneo en Grecia a sus espaldas. Fue como esos primeros pasos de un corredor al que le cuesta engranar la maquinaria… pero que sabe que sólo son unos minutos. Así fue, tras un primer cuarto en el que Bélgica estuvo mucho más acertada de cara al aro y en el que Mondelo fue rotando mucho a sus jugadoras –usó hasta a diez-; los siguientes minutos España le dio una vuelta de tuerca.
 
Una marcha más, con el equipo corriendo más y mejor hacia ambos lados, pasaron de intentar mejorar el juego del primer cuarto a pasar por encima en ese periodo de Bélgica. El parcial se abultó cada vez más y las de Mondelo dejaron a Bélgica en cero puntos en más de siete minutos de juego. El resultado, un parcial de 14-0 y España por delante por primera vez (26-23) para terminar el cuarto siete puntos arriba (34-27). Con Belén Arrojo y Leo Rodríguez, con siete puntos cada una, como máximas anotadoras del partido y con algunas otras; como Conde, Gil, Abalde… con muy buenos minutos también.
 
Cogió el ritmo de juego España y ya no se bajó de él. Un dato al término del tercer cuarto bastante revelador fueron las asistencias dadas por Bélgica en el primer cuarto (8) y la única que dio en los siguientes dos periodos. Las de Mondelo subieron una marcha y ya no se bajaron de ella. Además, España pudo cumplir los objetivos marcados: el de competir y el de que determinadas jugadoras dieran un paso adelante. Fueron pasando los minutos y España mantuvo su nivel y su distancia en el marcador.  

Comunicado: FEB