Publicidad:

ENTRENADORES - NOTICIAS

Entrevista al seleccionador andaluz, Daniel Martín


Campeón de España con la Selección Cadete Femenina de Andalucía
Disminuir texto Aumentar texto Imprimir


Daniel Martín, seleccionador andaluz cadete femenino, se ha convertido en el primer seleccionador de la historia en lograr la Medalla de Oro en la Categoría Cadete Femenina, dentro de los Campeonatos de España de Selecciones Autonómicas, celebrados recientemente en Huelva.

Por eso hemos querido realizarle una serie de preguntas, que han sido amablemente contestadas por el y que les dejamos a continuación.

En primer lugar enhorabuena por la medalla de Oro conseguida en el Campeonato de España, que ruego lo hagas extensible al resto de integrantes de la selección, y a continuación me gustaría que respondieras a las siguientes preguntas:

Me gustaría que nos contaras como se ha desarrollado el Campeonato, primera fase, semifinal, final etc., que impresiones te ha dejado el día a día del Campeonato.

Ya antes de empezar el campeonato sabíamos que habíamos sido encuadradas en el grupo más fuerte de los dos, con grandes selecciones que habían hecho una gran fase de preparación.
 
Nuestro primer partido fue contra Navarra. Los primeros partidos de campeonatos siempre son algo atípicos, debido a los nervios y la incertidumbre que produce en las jugadoras. El primer cuarto estuvo muy igualado y no fue hasta el segundo cuarto donde no cogimos una renta de unos 10 puntos. A partir de ahí, sin hacer nuestro mejor baloncesto, supimos mantener los buenos intentos de la selección de Navarra de acercarse y ponerse por delante y sumamos la primera victoria. 

País Vasco fue nuestro segundo rival. Fue aquí donde jugamos los peores minutos del campeonato. Las vascas salieron con mucha más energía e intensidad que nosotras y nuestro nivel defensivo no fue nada bueno. Esto se vio reflejado en el resultado al descanso cuando nos fuimos por más de veinte puntos abajo. En la segunda parte intentamos cambiar la dinámica y nos llegamos a poner a 4 puntos de desventaja, pero ellas fueron muy solidas y jugaron un gran encuentro, no siendo suficiente nuestro esfuerzo para ganar.

Habíamos hablado en varias ocasiones durante la preparación que todo gran equipo tendría que superar algunos momentos de dificultades que los campeonatos plantean y que debíamos de aprender de esa derrota y trasladar al juego toda la química y unión que teníamos fuera de ella. La dificultad fue máxima ya que al día siguiente jugábamos contra Aragón y Castilla y León y teníamos que ganar ambos para poder optar a ser primeras de grupo.

El primer partido fue muy duro, debido al gran equipo que posee Aragón, pero tras el descanso pudimos despegarnos del marcador y llevarnos la victoria que necesitábamos. Por la tarde nos enfrentábamos a Castilla y León con el grupo al rojo vivo donde 4 selecciones podían ocupar cualquier puesto teniendo un solo partido por disputar. El partido fue muy trabado y siempre se manejo en distancias cortas. Llegamos al ultimo cuarto muy igualadas y tras remontar un parcial negativo e igualar el partido, nos quedamos con la última posesión con el partido en empate. Movimos bien el balón y atacamos muy agresivas el 1x1 finalizando en un canastón y dándonos el pase a semifinales como primeras de grupo. 

En semifinales nos esperaba Comunidad Valenciana. Ellas eran un gran equipo capaz de jugar a gran intensidad y con un ritmo muy alto. La primera parte sufrimos, yendo por detrás del marcador la mayoría de los minutos, y con sus dos mejores jugadoras haciéndonos mucho daño. Tras el descanso, supimos pararlas y cambiar el ritmo de juego a nuestro favor. Sacamos una ventaja y supimos mantenerla hasta el final. Fue una gran satisfacción para nosotras poder pasar a la final después de haber tropezado en grupos. 

El último pasito que nos quedaba era Cataluña. El año pasado ya nos habían ganado en semifinales jugado un partidazo contra ellas. A priori, ellas habían llegado con mucha más solvencia a la final, debido a la gran plantilla que tenían. Nuestro planteamiento era simple, llevarlas a un final igualado donde entendíamos que por nuestra experiencia en campeonato nosotras nos íbamos a manejar mejor. Jugamos un gran partido no solo tácticamente, sino también mental y no dejamos que ellas cogiesen una gran ventaja en ningún momento. Al finalizar el último cuarto empezamos a plasmar lo que durante toda la preparación hemos pensado, que podíamos ser oro, y cogimos una pequeña ventaja. Supimos aguantar el embiste de las catalanas y... el final ya lo conocemos, Campeonas de España.

 Como has visto en general el Nivel mostrado por las selecciones en el Campeonato.

Personalmente pienso que el nivel ha sido el más elevado de todos los campeonatos a los que he acudido. Nos hemos enfrentado a grandes selecciones, no solo con un nivel de jugadoras brutal, sino también a con unos equipos técnicos con gran experiencia y gran trabajo realizado. 

Una prueba clara de ellos es que el último día, debido a la igualdad del grupo, si ganábamos a Castilla y León pasábamos como primera de grupo y sino, tendríamos que pelear por no descender. 

Centrándonos en nuestra selección que destacarías del equipo en el Campeonato.

Principalmente nuestra competitividad. Es posible que, si nos ponemos a analizar con detenimiento, puede haber otras selecciones que manejen una plantilla o bien físicamente o tácticamente mejor que la nuestra. Pero mentalmente creo que hemos sido la mejor selección del campeonato, sabiendo entender los partidos y agarrarnos a la pista en los momentos duros para seguir avanzando en el campeonato. Este grupo tenía un gran espíritu de equipo y eso es lo que nos ha llevado a conseguir lo que hemos hecho. 

Brevemente, expresa con una palabra o una frase lo que ha aportado cada una de las jugadoras para la consecución de este Oro.

Noelia: Letal tiro exterior e ilusión por debutar con Andalucía.
Baldomero: Jugadora total, su canasta con Castilla y León, clave.
Andrea: La cabeza pensante de la selección en pista.
Inma Muñoz: Ganas y descaró con una gran proyección.
Gemma: Intensidad y presión, encanto dentro y fuera de la pista. 
Celia: Liderazgo y experiencia fuera y dentro de pista. 
Alba Vigo: Verticalidad, fue de menos a más y terminó con un nivel brutal. 
Carmen Ruiz: Intensidad, ilusión y carácter. 
Creus: Garra y lucha. Gran espíritu competitivo y capacidad de sacrificio. 
Jaz: Locura y rebote. Carácter y pasión en el juego.
Morales: Única y líder. Talento puro de la generación.
Ana Ramirez: centímetros y rebote. Siempre trabajando por el equipo.
Elisa: Lo hicimos por ella, esto es tan suyo como de las demás.

Que esperas de estas jugadoras en los años venideros, ves a más de una jugadora jugando en la élite.

Toda buena generación como es esta, esta compuesta por grandes jugadoras. El nivel del baloncesto femenino se palpa de que va creciendo a un nivel brutal en Andalucía.Esto se debe, en primer lugar, a los entrenadores y clubes que realizan un gran trabajo con las jugadoras, desarrollándolas tanto técnica como tácticamente de una manera brillante. Y por otro lado a las familias que apoyan a las jugadoras y ponen todo tipo de facilidades para que estas solo tengan que preocuparse de jugar y pasárselo bien.

La representación del baloncesto andaluz en la elite solo será una consecución de lo anteriormente citado y por supuesto que llegará, pero no debemos olvidar que los pilares para llegar a ello han de ser la FORMACIÓN y el carácter LÚDICO de este deporte. 

Por último que sentimientos se tiene cuando se logra ser Campeón de España en una categoría tan bonita como es la cadete femenina.

Un sentimiento de enorme gratitud.

Primero hacia las jugadoras que han conseguido este hecho histórico para el baloncesto andaluz. Están donde se merecen estar y solo ellas saben las dificultades que han tenido que sobrepasar en este periodo para llegar a conquistar el Oro. El nivel humano que nos hemos encontrado ha sido inigualable. 

Segundo a mis compañeros de viaje, Patri, Freddie, Manu y al Doctor, Miguel Aguayo. Complicidad y trabajo son las palabras que nos definen. No he podido estar en mejores manos y ellos saben lo agradecido que les estoy. Me alegro de haber llegado hasta donde lo hemos hecho porque ellos, merecían colgarse esta medalla y no otra.

Y para finalizar a clubes, entrenadores/as y familias por prestarnos a sus niñas para representar a toda Andalucía como se merece. Espero que estén tan orgulloso de ellas como yo lo estoy.

P.d: Este Oro especialmente para Hugo, por confiar en nosotras hasta el último momento y por su apoyo incondicional. Gracias por esta oportunidad única. 
 
 

Publicidad:

Publicidad:

Publicidad: