Publicidad:

PORTADA

61-70 | España se choca con la nueva y potente Rusia en Zaragoza


Llegó la primera derrota en el tercer encuentro de preparación para el Eurobasket 2019. Una joven y talentosa Rusia hizo valer la distancia conseguida en el marcador y aguantó el 'tirón' final del equipo de Mondelo, que luchó cada balón para llegar con opciones a los últimos minutos.
Disminuir texto Aumentar texto Imprimir


El primer partido del Torneo de Zaragoza ha dejado un concepto claro. Rusia está de vuelta a la élite y será uno de los rivales más poderosos en el próximo Europeo. Con las fortalezas habituales (mucho talento, centímetros en la zona, seriedad en defensa…) pero con carácter y una juventud insultante que las convierten en más peligrosas, si cabe. España se vio superada en los diez primeros minutos, apretó, llegó a empatar el partido (59-59) a falta de cuatro minutos, pero dos triples consecutivos de Rusia y las actuaciones estelares de Vadeeva y Musina impidieron la tercera victoria de España en la preparación.
 
El primer cuarto de Rusia fue casi perfecto. Una defensa en zona que bloqueó el ataque español, provocando malas decisiones de tiro. En ataque las rusas corrieron y aprovecharon el talento del joven dúo Musina-Vadeeva, que anotaban todo lo que intentaban. Astou Ndour (que no había estado en Burgos), aguantaba con su trabajo en la pintura, pero el -12 después de 10 minutos de juego (9-21) dejaba claro que Rusia había vuelto a la élite europea.
 
Mondelo pedía a sus jugadoras que jugaran sin miedo, eligiendo la mejor opción, y así comenzó la reacción española, con más jugadoras mirando el aro (Pina, Casas, Bahí…) aunque Rusia seguía apostando por la defensa zonal con jugadoras de muchos centímetros colapsando la zona. España mejoró en las pérdidas de balón y, precisamente, un robo de balón de Georgina Bahi colocaba el 31-36 antes de llegar al descanso.
 
Sin sacar todo lo que tienen en su libreto táctico, los dos entrenadores ajustaban sus conceptos para ir cumpliendo objetivos. Rusia seguía manejando el marcador con pequeñas ventajas sosteniéndose en una María Vadeeva inmensa, casi sin cometer errores. España se agarraba al partido, no permitía ventajas amplias y se acercaba a su rival con un gran tercer cuarto de Cristina Ouviña, la jugadora local que hacía vibrar a la afición del Príncipe Felipe. 44-49 y tablas en un tercer cuarto de respeto mutuo.
 
Llegaba la hora de la verdad, y España presionaba buscando los posibles fallos de esta joven y talentosa Rusia. Laura Nicholls se peleaba en la zona y sacaba siempre algo positivo. Laura Gil luchaba por cada rebote. Marta Xargay anotó dos triples en momentos importantes (53-57 min 33 y 57-59 min 35) y el partido se igualaba. Pero tras ese 59-59, dos triples de Rusia hacían daño a una defensa de ajustes que había surtido efecto. Llegaron las prisas y España fallaba en ataque, buscando las canastas rápidas. La derrota se consumó y España jugará este domingo ante Bélgica, la selección con la que se consiguió el bronce en la Copa del Mundo del verano pasado.
 
ESPAÑA 61 (9-22-13-17): Domínguez (5), Cruz (2), Xargay (12), Nicholls (11) y Ndour (8) – cinco inicial – Ouviña (11), Conde (-), Gil (2), Casas (2), Pina (4), Bahí (4), Palau (-)
 
RUSIA 70 (21+15+13+21): Musina (17), Belyakova (5), Vadeeva (14), Fedorenkova (3), Shilova (1), Logunova (3), Beglova (4), Loshkovtseva (11), Gladkova (3), Maiga (6), Abalburova (-), Levchenko (4).

Comunicacion: feb

Publicidad:

Publicidad:

Publicidad: